¿Cómo despertar tu creatividad?

Según la real academia de la lengua, la creatividad se define como la facultad de crear. La creatividad es un atributo indispensable en todo ser humano; gracias a esta se ha revolucionado la sociedad y ha evolucionado el mundo. Este proceso, se encarga de dar luz a algo nuevo y útil al mismo tiempo. La imaginación, es el elemento fundamental que une a la creatividad de el entorno nuevo, al mundo real.

 

Las personas suelen ver la creatividad como un atributo con el cual, básicamente, se nace. Es cierto que algunas personas no crean ideas con tantas felicidad como otras de manera natural, pero en general, TODOS tenemos la capacidad de despertar esa faceta creativa. Porque como dijo Edward de Bono:

 

“Sólo unas pocas personas tienen una aptitud natural para la creatividad, pero todas pueden desarrollar una cierta habilidad si se lo proponen deliberadamente”-Edward de Bono.

 

Para todo hay estrategias, y esta vez mostramos una serie de 10 estrategias a utilizar para despertar ese creativo que todos tenemos dentro:

 

  1. Pequeñas apuestas: todo proceso empieza por cosas pequeñas, no es bueno querer construir montañas sin intentarlo primero con las colinas.

 

  1. Preguntas everywhere: Buscarle el porqué y para que de las cosas, activa siempre nuevas ideas.

 

  1. Copiar: Los mejores están en ese lugar por alguna razón, cuando se entiende el como de los recursos de los exitosos, se entiende como darle su propio toque.

 

  1. Escoger las peores ideas: no hay malas ideas, tomar riesgos nos enseña a no cerrarnos ante todas las habilidades.

 

  1. Opiniones: cuatro ojos son mejores que dos, nuevas perspectivas entregan nuevos enfoques.

 

  1. Pensar como genio: Tener modelos a seguir y siempre preguntar qué harían esas personas.

 

  1. Concentración: Es importante llevar siempre una cosa a la vez, porque como dicen el que mucho abarca, poco aprieta.

 

  1. Escribirlo todo: Ninguna idea es mala, llevar un registro de todas esas ideas que surgen en cualquier momento y lugar.

 

  1. Practicar: la practica hace al maestro, el trabajo diario y consistente desbloquea al intelecto.

 

  1. Desconectarse: El descanso siempre fomenta nuevas conexiones.

 

En conclusión, como dijo Pablo Picasso “La inspiración existe, pero te tiene que encontrar trabajando”. Si esperamos a que la inspiración llegue sin más, difícilmente llega. El momento de empezar a trabajar, de despertar ese creativo que está en nosotros es nuestra decisión. La creatividad no surge de la noche a la mañana, todo es cuestión de empeño y muchas horas de dedicación.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *